Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Entrar.

El problema de la informalidad laboral

Gonzalo Islas, decano Facultad de Ingeniería y Negocios Universidad de Las Américas

El primer trimestre trajo noticias positivas para la economía chilena. Tanto organismos internacionales como el Banco Central han ajustado al alza sus proyecciones de crecimiento para el 2024. Si bien el está aún lejos de las tasas alcanzadas en décadas pasada, es importante destacar que el crecimiento vuelva a ser un tema relevante en la discusión pública.

Pero también persisten aspectos complejos. Entre ellos, el laboral aparece como uno de los problemas más importantes. De acuerdo con las cifras del INE, la de desempleo se ha mantenido sobre el 8% desde hace más de un año y la tasa de ocupación continua por debajo de los niveles prepandemia. En este escenario, se suma el aumento de la informalidad continua como un problema relevante, alcanzando a un 28,1% del total del , con un alza de 0,7 puntos en los últimos 12 meses.

La informalidad está asociada a empleos más precarios, sin acceso a prestaciones sociales y con menores niveles de productividad. Además, impacta negativamente en la recaudación tributaria. Por ello debiera ser una de las preocupaciones centrales de la política económica.

Este problema se puede acrecentar con iniciativas que tienen como efecto el aumento del costo de la contratación, como son la reforma previsional y el incremento del salario mínimo. Más aún, desde el ámbito legislativo, continúan apareciendo propuestas que, pese a sus buenas intenciones, implican nuevos aumentos de costos para el empleo formal. Solo durante el mes de abril, en el Congreso se discutió un proyecto de ley que entrega un día de descanso por la muerte de una mascota y otro que establece obligación para de más de 100 trabajadores que el 10% de su planilla corresponda a personas entre los 18 y los 28 años y que no cuenten con experiencia laboral previa.

Incentivar la creación de empleo formal es un desafío central para nuestra economía. Una comisión de especialistas presentó recientemente un conjunto de 15 propuestas para disminuir la informalidad, entre las cuales están subsidios al empleo joven y condicionar el acceso a algunos permisos para empresas que demuestren compromiso con la formalidad.  Nuestros legisladores debieran tomar nota de ellas.