Ingrese sus palabras clave de búsqueda y presione Entrar.

Gremios destacaron actitud cívica y quieren ser escuchados en nuevo proyecto constitucional

  • Búsqueda de consensos, dejar de lado la polarización, atacar problemas urgentes como reactivación económica y seguridad deben ser la prioridad para próxima etapa, dijeron.

 

Distintos gremios reaccionaron frente a los resultados del plebiscito donde se impuso la opción Rechazo por un amplio margen (61,86% versus 38,14% del Apruebo), aunque se mostraron claros a la hora de entender que el proceso hacia una nueva Constitución no queda en el camino y que para su nueva construcción se deben alcanzar acuerdos, evitar la polarización y rescatar lo bueno de la propuesta que fue votada.

Así, desde la provincia de Biobío, el presidente de la Sociedad Agrícola del Biobío (Socabío), José Miguel Stegmeier, valoró que en la jornada de ayer la gente mostrara mucha actitud cívica y el triunfo del Rechazo, pero aclaró que el mandato es para la clase política con relación a ponerse de acuerdo en un mecanismo que permite contar con una nueva y mejor Constitución.

“Necesitamos ser escuchados, porque esta propuesta era mala para el campo. Nuestras propuestas no fueron consideradas y ahora será nuestro deber volver a levantarlas frente a un nuevo proceso”.

Por su parte, el presidente de la Cámara Chilena de la Construcción Concepción, Bernardo Suazo, dijo que hay que reconocer los resultados de esta votación, tal como siempre se ha hecho en Chile.

“El Congreso tendrá que iniciar un nuevo proceso constitucional, rescatando lo bueno de la propuesta que se acaba de votar y corregir los aspectos que nos dividen entre chilenos. La idea que la mayoría la sienta como propia y que ayude a construir un mejor país. En ese sentido, nosotros como CChC siempre estaremos dispuestos a cooperar y a ayudar para lograr un buen resultado en pro del desarrollo y progreso para todos los chilenos”.

 

Desafíos de futuro

Desde la Asociación de Industriales Pesqueros (Asipes), su presidenta, Macarena Cepeda, dijo que “es claro que el momento constituyente de nuestro país no se cerró hoy y que los chilenos están empeñados y comprometidos en tener una nueva Carta Magna y, en ese sentido, Chile tiene un desafío de futuro que es enorme: tener una Constitución donde todos nos sintamos identificados, comprometidos, con derechos sociales y protección, pero también con deberes que cumplir y aportar para la vida en común”.

Mientras, el gerente general de Asexma Biobío, Alfredo Meneses, centró el foco en lo que debiera entender el Gobierno. Lo primero, dijo, es que la mayoría no quería esta propuesta y cómo se fue conduciendo el proceso.

“Deben entender que se requiere tomar acciones urgentes en torno a, por ejemplo, medidas que reactiven nuestra alicaída economía. Además, se clama por mejor seguridad, tanto en las ciudades como en las zonas rurales. Este resultado también señala que ya no se puede seguir con discursos que polaricen, ya que hemos estado transitando por caminos peligrosos de división, y creo que la clase política debe cerrar esa brecha que jamás debió abrirse. Y, finalmente, debemos reactivar la inversión, y para eso hay que mostrar un país tranquilo, sano, así es que espero que las acciones vayan hacia allá. La polarización no nos permite avanzar, por eso el llamado es a todos los sectores”.

Triunfó la sensatez

También se refirió al resultado, el presidente de la CPC Biobío, Álvaro Ananías, quien destacó el triunfo de la sensatez. “Todos queremos cambios y transformaciones sociales, pero tenemos la convicción que éstas deben alcanzarse por amplios consensos y no por caminos ideologizados por sectores más extremos de nuestra sociedad”, dijo.

Como gremio, agregó, “consideramos que estos resultados traerán mayor estabilidad y tranquilidad a las empresas y emprendedores que quieren seguir trabajando en paz y estabilidad en Chile. 

Estamos claros que el país requiere que se terminen las incertidumbres para impulsar y mejorar el desarrollo económico de nuestro territorio y en consecuencia la calidad de vida de todos quienes habitamos en nuestra región”. 

Ananías dijo que están conscientes que es primordial realizar estos cambios por la vía institucional tal como fue el compromiso del Presidente de la República, ya que como hoy lo dijo la ciudadanía en este plebiscito, con esa propuesta no construíamos la “casa de todos”. 

“Desde CPC Biobío creemos que debe primar el diálogo y mantenemos nuestro compromiso para construir espacios, alianzas público-privadas y acuerdos para trabajar por el país y nuestra región, poniéndonos a plena disposición para que logremos un trabajo común que permita desarrollarnos”.

 

Hoy comienza una nueva tarea

“Chile habló con total elocuencia, con un número de votantes nunca visto, manifestando así una decisión clara: el país quiere una nueva Constitución, pero una de consenso”, fue lo que declaró el presidente de Corma, Juan José Ugarte. Y añadió que la nueva tarea comienza hoy mismo. 

Aquella tarea es la de conducir un proceso que ponga el sentido de unidad por delante, sentando las bases de un nuevo pacto social que permitan a Chile seguir creciendo y ofreciendo más y mejores oportunidades para todas y todos, sostuvo.

“Una que ponga en el horizonte de manera responsable los derechos sociales, releve el valor de la naturaleza, impulse el desarrollo armónico de las regiones y ponga en valor a los pueblos y culturas originarias. El país ha cambiado, nosotros hemos cambiado y hoy tenemos nuevos retos sociales, ambientales y de sostenibilidad, y como gremio desde ya estamos disponibles para colaborar activamente para que lo logremos”.

 

Una mejor Constitución

Y con optimismo reaccionó el gremio de los industriales metalúrgicos metalmecánicos luego del triunfo de la opción Rechazo en el plebiscito constitucional. Es así como su presidente, Dante Arrigoni, aseguró que “con una histórica participación Chile eligió hacer una mejor Constitución y que cuente con un amplio respaldo ciudadano”.

Para el dirigente gremial, el contundente rechazo al texto propuesto por la Convención Constituyente confirma que la gran mayoría de los chilenos aspiran a que el país se rija por una institucionalidad que genere amplios consensos en temas que son clave para avanzar hacia el desarrollo.

Agregó que hoy (ayer) se ha hecho evidente que “ni la Constitución que nos ha regido durante las últimas décadas, ni el texto que hoy fue rechazado, son opciones que pueden lograr la tan necesaria cohesión social que necesitan los países para desarrollarse”. 

Es por ello, dijo que a partir de ahora será necesario llegar a un consenso amplio, lograr un gran Acuerdo Nacional para continuar con un proceso constituyente que logre fijar un rumbo y un marco institucional que cuente con el aval de todos los chilenos, sostuvo. 

Arrigoni indicó que, como industriales manufactureros, “junto con una institucionalidad que nos permita crecer y producir, estamos interesados en recuperar la actividad del sector productivo, porque todo Chile pierde si a la industria le va mal, son los chilenos los que pierden la oportunidad de tener más y mejores empleos, puestos de trabajo de calidad, agregar valor a nuestra economía, apostar por la innovación y la capacitación, que es la forma que los países modernos han elegido para recuperar el crecimiento”.

Finalmente, el presidente de Asimet señaló que en el nuevo escenario que se abre hoy para Chile los industriales están comprometidos a aportar en el proceso.

 “Queremos ser protagonistas de un cambio positivo para el país, aportando a su crecimiento sobre la base de procesos productivos sustentables, con empleos de calidad, apoyando la capacitación de nuestros colaboradores, con inversiones en innovación y tecnología, e insertándonos en esta sociedad moderna desde una mirada inclusiva y solidaria”, concluyó.